Tuesday, September 12, 2006

1. Un día venía pedísimo en un coche manejado por mi maestro, más pedo aún. Estuvo bueno: Casillero, anís y fregaderas herbales. Creo que eran como las doce del día. A la altura de la fuente de Pacífico, donde ahora vive la escultura machote de Pancho Villa cachetón y triunfal, mi maestro se bajó del coche no sin antes pedirme que hiciera lo mismo. Me dijo -mira- y se sacó la verga.
Empezó a hacer pipí en una de las llantas de atrás de su automóvil.
No seré detallado.
Después me dijo -En esa llanta se orinó el maestro Rulfo, es la llanta de los maestros- y terminó diciendo - Te toca-
Por suerte bebí de más y luego luego pude hacer. De chico se me espantaba con cualquier cosa.

Este blog lo puedo llenar de anéctodas con mi maestro pero por ahí no va. Acaba de cumplir años y se me olvidó. A él seguro ya se le olvidó que meé en su llanta de atrás. Bah. A continuación publico un fragmento de la lista de becarios que, ahora que fueron seleccionados como Jovenes y Narradores, sí tendrán los privilegios que yo no :

Juan Maya Ávila
Francisco Perez Martínez
Mariana Robles
Lucila Turrent

Yo estaría entre Mariana y Lucila. Ni modo, me quedo con mi llanta.

2. Respondí un test en la revista Eres y es oficial: ando depre.

12 comments:

Love doctor said...

A mí tampoco me llamaron a entrevista pa jóvenes ensayistas...

Vaquera said...

ahhhh!
me alegra tantO saber que hay gente más borracha que yO en el mUndO! (creo que por eso no lo dejo :S)

No se me achicoPale! que ya vendrán mejOres cosas pa´usté!

si seÑoR!

y siempre habrá una llanta que lo consuele.

BesO.

Malakatonche said...

El contacto más cercano capaz-politicamentecorrecto- menostrasgresor que he tenido con un educador sucedió durante los años de mi educación media superior, y consiste en la hamburguesa de microondas que me invitó mi maestro Isidro Duran Keb, alto jerarca de la comunidad olmeca, porque extravié el dinero del lunch.

Bueh, en realidad me lo gasté en las maquinitas, pero no vayan ir de rajonas chismosotas, méndigos.

Porque tú eres la prenda adorada, a quién quiero formarle un altar.
Te deseamos que dures mil años, con toda nuestra sinceridad;
que te olvides de los desengaños, que sean llenos de felicidad.

En este día de tu santo quiero que tú me permitas
que te dedique mi canto, que serán tus mañanitas
muchas, pero muchas felicidades.

Yo quisiera ser ángel del cielo y a tus puertas venirte a cantar,
y en tu santo cumplirte tu anhelo y a ofrecerte una dicha sin par.
Ya la luna se está despidiendo, pero el sol ya empezó a despuntar;
no queremos que sigas durmiendo, nuestro canto te hará despertar.

Hoy te haremos compañía, perdona nuestras necedades,
para desearte en tu día una y mil felicidades.
Muchas felicidades, muchas, pero muchas.

Los jilgueros te brindan sus trinos y su ofrenda te vienen a dar;
es por eso que alegre venimos, te venimos a felicitar.
Ya despierta mi bien, ya despierta y ya deja de tanto soñar,
aquí estamos al pie de tu puerta, ya despierta, te quiero abrazar.


También le manejamos las mañanitas de Burbujas, por si le interesa.

chui romo said...

yo nunca tuve un maestro que me invitase a mear la llanta de su coche. Nunca tuve siquiera un maestro con el cual me pudiera emborrachar. Esta es una buena razón para que te sientas feliz gabo, no todo mundo tiene acceso a este tipo de cosas.
Y eso de la beca, baah! ni te agüites! ellos se lo pierden

Chickaenaprietos said...

Ahora entiendo porque siempre pienso que las llantas huelen a orines.
Destesto leer esto como si lo hubiera escrito mi mamá, peeeeero.. no alcol! No autos!! bueno, no juntos pues.

Aunque Eres -y Cosmopólitan- siempre tienen razón, te daré 2 razónes pa que seas feliz:

1. El sonido con el que te hacen esperar al teléfono en tu oficina es BUE-NÍ-SI-MO. Aunque.. tú no te llamas a tu oficna. Hazlo.

2.Comerás churros con chocolate.

Sofía said...

Yo digo que sí ganaste la beca y fue un error de dedo. Pobre Francisco, cuando se entere...

SANDRA said...

NO CHILLE!! AGUANTESE COMO LOS MACHOS, CHUPE!! Y MOJE LAS LLANTAS DE LOS QUE NO LE DIERON LA BECA, ES MAS MOJELE LAS MANIJAS DEL CARRO JAJAJAJAJA

vallejo said...

cualquiera que haya compartido pedas con gabriel se encuentra con una colección de anecdotas con su maestro. unas más divertidas que otras pero al fin mucha.

ésta en específico, la acabo de entender. siempre me la contaba ya andando pedo y no era muy claro.

no se awite con lo de la beca, ya vendrán otras oportunidades.

un abrazo y me gusto mucho tu uso del "bah"

Cine Club Políticas said...

Orinar en una llanta es una experiencia que todo hombre debe tener y más si es la misma donde orinó Rulfo.

Yomero said...

Ah, a mí nunca nadie me invita a mear nada.

gabriel said...

Gracias por sus palabras de apoyo aunque ciertamente hubiese preferido salir becado.

Di. said...

jaja nunca confíes en esos test...están más amañados que Miss Universo.